Virus del Papiloma Humano

Virus del Papiloma Humano

COMPARTIR

El virus del papiloma humano es una infección de transmisión sexual muy común. Es un virus distinto al del VIH y el VHS (herpes). Es un virus tan común que en algún moemnto de sus vidas, casi todas las personas sexualmente activas, lo contraen. Hay diversos tipos de VPH, algunos pueden causar problemas más serios de salud como las verrugas genitales o cánceres. Afortunadamente existen vacunas que las pueden prevenir.

La forma de transmisión del VPH es por medio de relaciones sexuales, ya sean orales, vaginales o anales con alguien que porte el virus. Es posible transmitirse incluso si la persona infectada no presenta síntomas o signos. Además, los síntomas pueden aparecer años después de tener contacto sexual con una persona infectada, por lo que puede ser difícil establecer el momento en el cual contrajo el virus.

En la mayoría de los casos, el VPH no representa ningún problema de salud y desaparece solo. Sin embargo, en los casos en los que no desaparece, éste puede generar problemas de salud como verrugas genitales o cánceres. Cuando se presentan las verrugas, aparecen como pequeños bultos en el área genital. Estas verrugas pueden variar en tamaño, de pequeñas a grandes, también pueden variar en su aspecto, ya que pueden ser elevadas o más bien planas; lo recomendable en este caso es ir a un médico para que identifique sin son verrugas causadas por el VPH.

El cáncer de cuello uterino, y otros en la zona genital, como vagina, pene, ano y vulva pueden tener su origen en el virus del papiloma humano. El cáncer orofaríngeo también se ha vinculado al VPH. Es de notar que la aparición del cáncer puede tardar muchos años, incluso décadas. Los tipos de VPH que causan cáncer no son los mismos que causan las verrugas genitales. Es imposible saber si se va a desarrollar el cáncer o algún otro problema de salud.

El VPH se puede prevenir de varias formas. Existe la vacuna en contra del VPH, que protege tanto a los hombres como a las mujeres. Se administra por medio de tres dosis inyectadas en un período de seis meses. Es importante usar preservativos de forma correcta cada vez que tenga relaciones sexuales. Sin embargo, esto no protege del todo, ya que hay zonas que no son cubiertas por el condón que pueden seguir expuestas. Evite tener múltiples parejas sexuales.

El VPH puede pasar desapercibido por una persona infectada, no existen pruebas médicas o de laboratorio para determinar si se está infectado o no. Algunas personas se dan cuenta que tienen el virus cuando les empiezan a salir las verrugas genitales.

No existe tratamiento para el virus como tal, pero cuando se presentan las complicaciones antes mencionadas, el médico le indicará el curso a seguir para mejorar esas condiciones.