Tipos de aceites comestibles

Tipos de aceites comestibles

COMPARTIR

Los aceites comestibles pueden tener su origen en animales, vegetales o una mezcla entre los dos. Están compuestos principalmente por lípidos o grasas, aunque a veces presentan otras sustancias en menor cantidad. Los aceites se pueden clasificar en aceites de semillas o aceites de frutos.

Entre los aceites de semillas podemos encontrar:

  • Aceite de algodón: es un subproducto de las semillas sacadas de la planta de algodón. Se caracteriza por presentar un color oscuro y un sabor único, pero se pierde en parte al ser refinado. No se usa con mucha frecuencia, pero a veces se encuentra en algunas margarinas, frituras y aliños de ensaladas.
  • Aceite de maíz: se saca del germen de la planta como un subproducto al obtener el almidón. Es un aceite muy rico en vitamina E y en ácidos grasos poliinsaturados. Es utilizado en la producción de margarinas, aliños de ensaladas y mayonesas.
  • Aceite de maní: su composición de ácidos grasos depende del origen, pero es muy rico en ácido oleico. Es sumamente caro.
  • Aceite de soya: es el aceite que más se produce en el mundo. Tiene abundante ácido oleico y linoleico. Por su composición, si no es envasado cuidadosamente, puede sufrir una autooxidación. Por su contenido elevado de ácidos grasos poliinsaturados, es un aceite que se enrancia fácilmente. Comúnmente se encuentra en margarinas y frituras.
    • Aceite de girasol: es el que más se consume en Europa. Al prensar su semilla, el aceite se extrae, siendo más alto en ácido linoleico que en ácido oleico. Este aceite tiene altos niveles de ácidos grasos monoinsaturados y poliinsaturados. Se usa más que todo en frituras gracias a su bajo costo en comparación a otros aceites comestibles.

     

    • Aceite de canola: este aceite bajo en ácidos grasos saturados, proviene de una variedad de colza.
    • Aceite de sésamo: muy utilizado en la cocina oriental y en margarinas, tiene un fuerte aroma y sabor.

Los aceites provenientes de frutos más conocidos incluyen:

  • Aceite de palma: es un aceite bastante controversial, ya que tiene un alto contenido de ácido grasos saturados, y su consumo en exceso puede aumentar el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Este aceite es extraído del fruto y semilla de la palmera.

 

  • Aceite de oliva: es uno de los aceites más consumidos mundialmente. Es muy rico en ácidos grasos monoinsaturados y su uso es muy extenso; abarcando frituras, mayonesas y ensaladas. Este aceite es extraídos de la aceituna u oliva ya madurada. Dependiendo del proceso de refinado, existen varios tipos de aceite de oliva.

Para el uso de los aceites comestibles, hay una serie de recomendaciones que se deben seguir para evitar alteraciones en sus propiedades:

  • Conservar el aceite una temperatura aproximada de 20°C.
  • Tratar de colocarlo en un lugar oscuro, donde no le pegue la luz del sol.
  • Si se va usar para freír, asegurarse de que cubra al alimento en su totalidad.
  • La temperatura ideal del aceite a la hora de freír, es entre 160°C y 190°C, más alta puede hacer que el aceite sufra alteraciones.