Qué tan sano es un smoothie de frutas y verduras

Qué tan sano es un smoothie de frutas y verduras

COMPARTIR
Organic smoothies

En la actualidad se ha vuelto muy popular el consumo de smoothies sanos, bebidas a base de frutas y verduras licuadas, caracterizadas por ser una auténtica “bomba” de vitaminas y antioxidantes, perfecta para merendar a cualquier hora del día y con un contenido muy bajo de calorías, sin embargo, la verdad de este tipo de bebidas es que, si no se controlan, pueden ser la razón principal por la que algunos no están viendo resultados con sus dietas.

Ya hemos oído hablar de lo mal que hacen los refrescos a nuestro cuerpo debido a la gran cantidad de azúcar que contienen, y que al final terminan siendo calorías que bebemos sin darnos cuenta, pero, lo curioso es que un batido de frutas puede llegar a contener esa misma cantidad en fructosa (azúcar natural presente en la fruta) y la razón es que para preparar sólo un vaso de esta bebida se necesitan normalmente 3-4 piezas de fruta lo que sería el azúcar de una pieza multiplicada por 4.

Un smoothie lo preparamos con varias frutas porque al ser licuadas, el volumen que ocupan es más pequeño, más aún cuando retiramos las conchas y las semillas, y si a esto le sumamos que algunas personas agregan algo de miel o incluso un poco de azúcar refinada, lo que se logra es una bebida perjudicial para la salud.

Entonces ¿Debemos eliminar los smoothies?

Lo recomendable, según los estudios más recientes en nutrición, es que se consuma la fruta entera, pues pensemos, podemos tomarnos un smoothie con 4 duraznos licuados, pero ¿comerías 4 duraznos de una sentada?

Probablemente no, y es que, al comer la fruta entera, la fibra que contiene la cáscara y el tener que masticar ayuda a saciarnos más rápido y además colabora con el flujo intestinal.

Sin embargo, no hace falta eliminar los smoothies del todo, de hecho, se ha comprobado que la ventaja de licuar las frutas y vegetales es que este proceso ayuda a liberar compuestos bioactivos que tienen propiedades antioxidantes y que no son capaces de ingerirse con la fruta entera, por ejemplo, es por esta razón que se conoce al vino por su capacidad antioxidante y no a la uva entera.

La recomendación es que, al consumir frutas licuadas, se haga solo con una pieza, por ejemplo, agregarla al batido de proteína después de entrenar, o bien, licuar muchos vegetales con tan sólo una fruta, puesto que no hace falta controlar la cantidad de vegetales, así, los resultados cambiarán drásticamente, pues, nunca dejemos de recordar que el azúcar es nuestro principal enemigo en la dieta.