La cirugía de Lipoaspiracion es la más realizada en todo el mundo

La cirugía de Lipoaspiracion es la más realizada en todo el mundo

COMPARTIR

La liposucción es un procedimiento quirúrgico en el cual la grasa corporal excesiva es extraída del cuerpo por medio de la succión, usando equipos médicos especialmente diseñados para ese fin. Esta cirugía es realizada por cirujanos plásticos.

La liposucción entra la categoría de cirugías estéticas. El objetivo de esta intervención es eliminar los excesos de grasa para así lograr una apariencia corporal más agradable, además de que también se usa para dar mejor forma a los contornos del cuerpo. Las zonas del cuerpo donde se realiza más a menudo esta cirugía son en el mentón, el cuello, el abdomen, los glúteos, las caderas, los muslos, las rodillas, los tobillos, las pantorrillas, los brazos y los senos.

Los diferentes métodos para realizar la liposucción

La liposucción tumescente, consiste en que a la persona se le inyecta una gran cantidad de líquido en el área que se va a operar. Se suele usar una gran cantidad de líquido, incluso a veces pasando las 3 veces la de grasa que se va a sacar. Este líquido es una solución de lidocaína (anestésico local), epinefrina (contrae los vasos sanguíneos) y solución salina. Al momento hacer el procedimiento en sí, toso esto es extraído junto a la grasa. Este método es el más común, sin embargo, es el que lleva más tiempo en realizarse.

La liposucción asistida por ultrasonido usa las vibraciones ultrasónicas para que las células adiposas se transformen en líquido. Una vez que esto ocurre, las células se podrán aspirar. Este método es útil para tratar zonas que sean muy densas y fibrosas, como el pecho en los hombres o la espalda. Se suele usar en conjunto con otras técnicas para tener más precisión en ciertas zonas.

La liposucción asistida por láser licúa las células adiposas, pudiendo entonces aspirarse o también se pueden drenar por medio de pequeños tubos. Esta técnica se usa frecuentemente en áreas pequeñas, como la barbilla y la cara.

Una de las ventaja que ofrece este método, es que la energía láser estimula la producción de colágeno, previniendo que la piel quede colgando y flácida después de la cirugía.

Los peligros y cuidados después de la cirugía de lipoaspiración

Esta cirugía se considera riesgosa y el postoperatorio puede ser doloroso, puede incluso a veces tener complicaciones graves.

La liposucción se usa cuando la persona desea mejorar su apariencia estética, también en las mujeres que tienen grandes depósitos de grasa en la parte interna de los muslos, se les puede dificultar la actividad sexual, y también cuando el ejercicio y dieta no logra eliminar los depósitos localizados que a una persona le puede parecer molesta e indeseable.

Este es una cirugía que trae riesgos y que puede presentar complicaciones, así que es importante que si se va a pensar en ella, se tenga una franca conversación con su médico y el cirujano, para asegurarse de que se es un buen candidato para ella.