EL AYUNO INTERMITENTE

EL AYUNO INTERMITENTE

COMPARTIR

La dieta del ayuno intermitente consiste en que puedes comer lo que tú quieras, pero únicamente en una ventana de tiempo ( por ejemplo de las 10 de la mañana hasta las 6 de la tarde) ( los horarios pueden cambiar, se suele incluir el tiempo que la persona pasa dormida). Fuera de este horario, se consume únicamente agua o bebidas sin calorías como café negro o té. Al más común se llama 16:8 porque son 16 horas de ayuno y 8 horas para comer.

Lo más sorprendente es que naturalmente las personas parecen consumir menos cantidad de calorías de un promedio de 350 calorías menos por día.

Es una dieta que se puede realizar de manera sostenida, las personas se ponen más en sintonía con las señales del hambre y dejan de comer cuando ya no tienen hambre, prestando más atención a su nivel de saciedad y a disfrutar de la comida.

El patrón que se sigue en esta dieta se puede ajustar al estilo de vida de cada persona, por ejemplo,  si empiezas a comer a las 11 de la mañana, empieza tu ayuno a las 7 de la noche.  La base de esta forma de alimentación es que si bien no se pide que la gente cuente calorías y no hay alimentos prohibidos, en general se consumen menos calorías por día y por ende por semana, lo que resulta invariablemente en una pérdida de peso corporal.

La hormona del crecimiento también se incrementa durante un estado de ayuno, incluido el tiempo en que una persona duerme,  esto tiene un papel importante en la oxidación de grasa y en la creación de nueva masa muscular.

Pero hay otros tipos de patrones de ayuno intermitente, además del más conocido 16:8, veamos:

24 horas– Aquí se ayuna por un periodo total de 24 horas, se realiza una o 2 veces por semana.

La dieta 5:2: Durante 5 días a la semana puedes comer lo que tú quieras, y los otros 2 restringes tus calorías (500 menos para mujeres y 600 menos para hombres) si bien este modelo requiere conto de calorías y una mayor planeación, a algunas personas les sienta mejor el tener 5 días “libres” para comer y sólo tener que limitarse por 2 días.

Estos métodos no se recomiendan a niños en crecimiento, mujeres que estén amamantando a sus bebes o que se encuentren embarazadas.